Mercedes (B), 23 de febrero de 2017.

 

 Queridos Hermanos:

                El Señor esté con Ustedes!

                Estamos próximos al miércoles de ceniza, el 1º de marzo, en el que iniciaremos la Cuaresma.

                Como en años anteriores les presento la lista de los sacerdotes que cambiarán su lugar de trabajo y doy gracias a Dios por la disponibilidad que encontré en cada uno de ellos.

                El hecho de no tener nuevos sacerdotes hizo que tuviera que pedir cambiar de parroquia sólo a unos pocos hermanos y son:

 –   P. Carlos Dayraut: que habiendo presentado la renuncia a la parroquia por su edad, acompañará a los ancianos del Hogar de Junín como Capellán.

–           P. Alberto Gagliano: Acompañará además de Alberdi, también la Comunidad de Alem.

–           P. Roberto Giovanettone: que acompañará la Comunidad de Vedia.

–           P. Lucas García: que a partir de septiembre ayudará en la Basílica de Luján.

–           P. Oscar Mentimurro: que ayudará en la Comunidad del Carmen de Gral. Rodríguez.

–          P. Ricardo Rodríguez : que acompañará la Comunidad de Carmen de Areco.

–          P. José Salgado: que irá a ayudar en la Diócesis de Arezzo accediendo a un pedido reiterado que me hizo su Obispo, Monseñor Riccardo Fontana.

–          P. Domingo Soria: que seguirá acompañando a la Comunidad de Navarro en calidad de Párroco.

Los cambios de harán efectivos durante la próxima octava de Pascua.

                Ahora quiero detenerme en algunas reflexiones hechas por el Papa Francisco para esta Cuaresma.

El Papa en esta carta nos ayuda a meditar con la parábola del pobre Lázaro y el hombre rico.

Remarca la realidad de que el otro, el prójimo, es un don para cada uno de nosotros.

Y afirma que la primera invitación que nos hace la parábola es abrir las puertas de nuestro corazón.

Al presentar al rico trae una cita de San Pablo “la codicia es la raíz de todos los males”.

Y finaliza la carta diciendo que la Cuaresma es un tiempo propicio para renovarse en el encuentro con Cristo vivo en su Palabra, en los sacramentos y en el prójimo.

                Les deseo, queridos hermanos sacerdotes, que esta Cuaresma nos renueve a todos en esta apertura a los hermanos, en modo especial a los necesitados.

                                               Con afecto en Jesús y María

                                                                           + Agustín

Fecha febrero - 23 - 2017